El tilo, árbol frondoso, de aroma muy agradable a cuya sombra, uno se siente embriagado por su suave aroma y por una plácida sensación de bienestar.

El Tilo (tilia platyphyllos) es un árbol de aspecto imponente, alto, fácilmente alcanza los 20 metros de altura, frondoso, de copa muy ancha y con abundantes hojas, de tronco grueso, el tilo es un árbol grande y longevo, muy apreciado como ornamental para jardines y parques y por la sombra y el cobijo que nos regala. Pero, además, el tilo es muy querido por sus propiedades terapéuticas, de todos es sabido que la tila aporta calma, relax y sosiego, por este motivo, tener cerca un tilo bajo el que sentarnos a descansar, a leer un buen libro o a hacer tertulias es un regalo, pues nos aporta un espacio de calma y relax donde desconectar de todo estrés y nerviosismo. El tilo fue un árbol muy querido para los antiguos germánicos, pertenecía a la diosa Freya, diosa del amor y la fertilidad, se dice, que los germanos se reunían en torno a un tilo para celebrar todas las reuniones sociales, encuentros, charlas, juicios, enlaces,… se acudía al tilo a deliberar, y a descansar, por eso en todos sus poblados se solía plantar un tilo en un lugar destacado de la aldea.

Vamos a ver en este artículo, que el tilo nos ofrece maravillosos regalos con propiedades terapéuticas: la flor, las hojas, la corteza, el aceite esencial de tilo y el elixir floral de tilo. Con múltiples propiedades tanto físicas como emocionales.

Propiedades de la flor de tila:

Del tilo, lo más utilizado es la flor, la flor se cosecha en plena floración, en verano, cuando el tilo florece hay que recoger la flor rápido, pues en poco días caerá del árbol. Se aprovecha toda la inflorescencia.

La flor es rica en mucílagos, flavonoides, taninos saponinas, vitamina E, aceites esenciales (farnesol especialmente), azúcares, fitoesteroles y aminoácidos. Como vemos la tila es muy rica en principios activos y por tanto muy valorada terapéuticamente:

La tila es relajante, y antiespasmódica, la tila calma el sistema nervioso simpático, por tanto es maravillosa para todas las patologías provocadas por el sistema nervioso como los dolores de cabeza, la hipertensión nerviosa, los espasmos gástricos e intestinales, los tics, el nerviosismo, la ansiedad, las taquicardias de origen nervioso, los picores y un largo etc. Siempre que la patología tenga un origen nervioso de hipersimpaticotonía, la tila nos será de ayuda inestimable.

Por supuesto, la tila la recomendamos especialmente en casos de nerviosismo y ansiedad, también en casos de insomnio para ayudar a relajarnos y así es más fácil conciliar el sueño (la tila no es hipnótica) y especialmente lo que nos ayudará es a que el sueño sea más relajado y reparador. La tila es también muy útil para neurosis y estados de ánimo alterados, los miedos, la hipocondría,…todo estado emocional que nos altere y nos intranquilice.

Muy buena también para problemas digestivos de origen nervioso, gastritis, úlceras, colon irritable, ansiedad en la boca del estómago,… siempre que el sistema nervioso provoca espasmos en el tracto digestivo y para todos los casos de hipersecreción gástrica por causa nerviosa.

La tila es rica en mucílagos, por tanto también es buena para regenerar mucosa, tanto del tracto digestivo como del respiratorio, por esto, la tila también se puede utilizar para la calmar la tos, los dolores de garganta, anginas, resfriados, gripes, etc. En los casos del asma, la tila puede sernos un gran aliado, pues al ser antiespasmódicas ayuda a eliminar los espasmos que cierran los bronquios y dificultan la respiración, al tiempo que suaviza la mucosa respiratoria.

La tila posee también propiedades analgésicas, calmantes y sedantes, muy útil por tanto, en dolores musculares y dolores de cabeza por su acción calmante y por su acción relajante del sistema nerviosos, pero también puede sernos útil en dolores reumáticos y óseos, por sus propiedades diuréticas, sudoríficas y antirreumáticas.

La tila se utiliza mucho también para la piel, como remedio de belleza al rostro le aporta calma y suaviza la piel, en casos de eccemas y prurito, nos ayudará a calmar la sensación de picor, al tiempo que suaviza y regenera la piel. Además es antiséptica, con lo cual ayuda a eliminar las posibles bacterias de la piel que se producen con los rascados.

La tila es de efectos muy buenos y sin efectos secundarios, por este motivo es muy utilizada para los niños, niños con dificultad de dormir, inquietos, hiperactivos o nerviosos, incluso su infusión, muy clarita se puede usar en bebes.

Corteza de tilo:

La corteza de tilo está especialmente indicada como sudorífica, estimula la sudoración, lo cual nos ayuda a depurar y drenar toxinas a través del sudor. Buena también para las personas con sudoración de olor muy fuerte o muy ácida, la suaviza.

Propiedades del aceite esencial de tilo:

El aceite esencial de tilo es muy rico en farnesol, acetato de farnesilo, geraniol, acetato de geraniol, Eugenol, terpineol, alfa-pineno, nerol, nerodinol. Por tanto el aceite esencial de tilo es un potente antiséptico, muy útil en resfriados y gripes, en infecciones de orina o gástricas, en infecciones para la piel, otitis, etc… Además es un aceite esencial que diluido, sí se puede tomar de manera oral, podemos tomar una miellats, es decir una cucharada de miel con una gota de aceite esencial de tila, de tres a seis veces al día para casos de tos, resfriados, infecciones de orina, etc… En caso de otitis, podemos diluir una gota en 10 gotas de aceite vegetal y aplicar con un bastoncillo de los oídos en el conducto auditivo. Para afecciones de la piel podemos usarlo puro sobre el acné, los eccemas los hongos o el prurito.

El aceite esencial de tilo es antiespasmódico y calmante, podemos diluirlo en aceite vegetal y aplicarlo sobre el estómago para casos de dolores gástricos, cólicos o gastritis, y sobre la barriga para dolores intestinales, espasmos o aires, también para los dolores menstruales.

Diluido en aceite vegetal podemos utilizarlo para dar masajes y relajar la tensión muscular, las contracturas, etc…

Podemos hacer inmersiones olfativas en su aroma par aportar sensación de calma y relax, para casos de nerviosismos, ansiedad irritabilidad, etc.

A nivel emocional, aporta calma y serenidad, mejora el sueño y el descanso, mejora el estado de ánimo, y aporta alegría.

Propiedades del elixir floral del tilo:

Recogiendo el rocío de las flores del tilo, obtenemos su elixir floral. Este elixir nos aportará relax, armonía, bienestar y alegría. Especialmente indicado para casos de inquietud y nerviosismo, en los que se vive la vida muy rápido, excesivamente acelerada, absorbidos por las obligaciones, olvidando lo que realmente importa en la vida: los hijos, la familia, los amigos, la capacidad de disfrute,… Para aquellos estados emocionales en los que nos hemos “olvidado de vivir”, en los que uno echa la vista atrás y ve todo lo que se ha perdido en la vida, por no haber disfrutado más de cada momento.

Este elixir nos enseña a vivir de manera más lenta, más sosegada, disfrutando de cada cosa que hacemos, sin prisas, ni aceleraciones.

Rosana Ferre

 

 

 

 

 

 

Te podemos ayudar?
Llámenos al 96 652 29 84 o déjanos tu teléfono y contactaremos contigo.